20 ago. 2015

Cuentito erotico sobre una primera experiencia....diferente

1-Linea B

Esa noche estaba lista para esa nueva experiencia de placer.
El me lo había pedido ya varias veces y nuestra relación estaba bastante avanzada.
La verdad, me excitaba pensarlo,pero también le temía al dolor.
Como sea… era un paso que teníamos que dar en nuestra relación. Teníamos un sexo increíble. El ya me había penetrado en todos los espacios de su casa. Todo en nuestras formas de hacer el amor era original y divertido. Pero el quería dar un paso mas. Ya me había acariciado con su dedo varias veces, es mas... me había acariciado profundamente con dos dedos. Era un momento, agradable, intimo, me hacia llegar al orgasmo mas rápido. La verdad me encantaba.
Esa noche yo debía dejarlo introducir su masculinidad dentro mío, pero no de la manera convencional para mi.
De mis amigas, solo una lo había hecho. Ella me había aconsejado que me relaje y goce. Eso era lo que yo mas quería... gozar
Vimos una película en el sillón de su living. El me empezo a tocar entre las piernas, mientras yo la seguía mirando, aunque sentía como me humedecía con sus dedos jugueteando en mi interior.
De reojo veia como su miembro estaba firme. El estaba excitado. Seria que estaba pensando en lo siguiente? Por lo pronto respire y me entregue. El continuo trabajando allí abajo y con sus dedos mojados se metió por mi blusa. Redondeo mi pezón que se erecto instantáneamente. Lo mojo con mi propio liquido y eso me gusto. Lo masajeo. El ya estaba casi sobre mi.
Mientras la película corría sin atención, me giro boca abajo y subió mi falda. Mis pantys estaban empapadas. Las bajo casi hasta mis rodillas. Coloco un almohadón por debajo de mi pelvis. Abrió mis nalgas y jugueteo con su miembro en la puerta del placer.
Me toco con un dedo... Fuerte! Sin titubeos. Luego me di cuenta que con dos. Uso mi propio elixir para que resbalen. Yo jadee. Sabia lo que venia y queria intentarlo.
Y entonces sucedió. Introdujo su poder. Me sometió. Sentí un poco de dolor. Contraje mi cuerpo. El me acaricio el pelo. Me trato con suavidad. Me calmo. Y cuando sintió que me comencé a relajar, me embistió otra vez.Cada vez mas firme, cada vez mas fuerte. Con sus manos me sostenía de las caderas. Me llevaba y traía a su antojo. Y allí estábamos. Teniendo un sexo mas salvaje y brusco. Con su palma rozaba mi clítoris. Comencé a moverme hacia adelante y hacia atrás. El se venia dentro mío. Y eso me excitaba mas.
Acabe. Extasiada. Deseosa. …Y fue genial.
@carolaursen